El Atlético logró un agónico triunfo ante el Bayer Leverkusen

Ocho minutos en el campo fueron suficientes para que Álvaro Morata sellara el triunfo del Atlético de Madrid, en el partido por la tercera fecha de Champions League ante el Bayer Leverkusen. El conjunto colchonero recibió al cuadro alemán, que supo poner resistencia y nulificar casi por completo el ataque del conjunto español, pero el revulsivo entró desde el banco en la figura del canterano merengue, para otorgar a su equipo tres puntos muy valiosos.

El Bayer salió al campo del Wanda Metropolitano con la intención de nulificar el medio campo del Atlético, y lo consiguió con un juego ordenado, basado en su defensa sólida y la búsqueda de oportunidades ofensivas en donde pudieran tomar mal parada a la defensa colchonera, algo que no lograron capitalizar.

Pero el Atlético no tuvo para nada un partido sencillo, pues apenas logró un par de remates al arco y no pudo generar muchas ocasiones de gol, en parte, gracias a la efectividad el club alemán en nulificar las opciones en el último tercio del campo. Por eso, Simeone decidió actuar durante los últimos minutos e ingresó a Morata por Koke al minuto 70, y ocho minutos después el español le dio la razón.

Un contragolpe por izquierda seguido de un centro de Lodi, que lanzó un centro perfecto para que Morata conectara de cabeza y lograra vencer el arco rival, fue suficiente para que el Atleti sentenciara el encuentro y se llevara los tres puntos, con los cuales ya suman siete unidades y se mantienen con rumbo fijo a la clasificación.

El Atlético de Madrid llegó a cinco tantos en la Champions League, confirmando las predicciones de las casas de apuestas, como un equipo que no anota mucho pero tampoco recibe, pues apenas ha encajado dos tantos, ambos en la primera jornada ante la Juventus, en partido que terminó empatado en la capital española.

Ya en el descuento, el Bayer tuvo la oportunidad de acercarse con un cabezazo de Kevin Volland que se fue apenas por encima del arco protegido por Jan Oblak, quien suma un partido más imbatido en la máxima competencia de clubes en el viejo continente. Ahora el Atlético deberá esperar un par de semanas para visitar al Bayer en Alemania, y esperar repetir el resultado del día de hoy.

Tres puntos complicados para un Atlético de Madrid que se mantiene invicto y en camino hacia los octavos de final de Champions League, y un Álvaro Morata que se sigue convirtiendo en un revulsivo de lujo para Diego Simeone en el cuadro colchonero.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.